Sánchez tiene miedo de dar las Carteras Ministeriales por si se las roban

Desde la sentencia de los ERE de la Junta de Andalucía no me fío ni de mi sombra, ha declarado el todavía Presidente en Funciones del Reino de España.

Pedro Sánchez
Pedro Sánchez no se fía ni de su sombra.

Casi todo el mundo da por hecho ya un gobierno en coalición entre el PSOE liderado por Pedro Sánchez y Unidas Podemos, la formación que dirige el morador mas famoso de Galapagar, Pablo Iglesias. Los dos partidos políticos en sí suman 155 y Gabriel Rufián ya les ha contestado que por el culo te la hinco, pero la broma del diputado de Esquerra Republicana de Catalunya es lo que menos preocupa al Presidente en funciones. Le preocupa mucho más el reparto de Carteras Ministeriales, ya que tras el caso de los ERES, el Secretario General del PSOE ya no se fía de nadie. Tiene miedo hasta de su sombra.

«A los de Unidas Podemos he pensado en darles unas Riñoneras Ministeriales, ya que como son así algo alternativos, seguro que les hace mucha ilusión, pero a todos los demás esas carteras de piel no sé… lo mismo luego desparecen y me echan la culpa a mí», nos cuenta Pedro Sánchez desde su colchón de la Moncloa.

«La verdad es que estamos aun a la expectativa de lo que pase ya que Teruel Existe nos ha dado el sí, pero Soria Torreznos no ni Zamora No Se Tomó En Una Hora tampoco, así que la aritmética electoral no da, y no tenemos ni puta idea de lo que va a pasar, al final tendremos que reunirnos con el pesado de Gabriel Rufián que siempre nos pide lo mismo», prosigue el político madrileño con un rictus de asesino en serie en su rostro.

«Estaría horas hablando con vosotros, pero mi mujer dice que le estáis llenando el salón de pelos así que tenemos que terminar aquí la entrevista, me sabe mal, monos periodistas, sois simpáticos», nos echa descaradamente el todavía Presidente en Funciones del Reino de España.

Desde Paren las Rotativas, como siempre al pie del cañón, les seguiremos informando de todas las novedades que acaezcan a lo largo y ancho del orbe.